Saltar al contenido principal
Negocios

Variación de dividendos distribuidos por Endesa

chart-2785979_1280-9657502

De todos es sabido que Endesa es uno de los valores bursátiles más rentables en cuanto al reparto de sus dividendos. Ofrecen una tasa de interés muy cercana al 7% y se encuentra dentro del top 5 del índice selectivo de la renta variable nacional, el Ibex 35. Pero en la última reunión de su órgano de gobierno, la forma de retribuir a sus accionistas ha cambiado un poco. Con una pequeña reducción que afectará el saldo de tu cuenta de ahorros. Para que en conclusión llegue a la conclusión de que esta compañía ya no será tan rentable como hasta ahora.

Dentro de un sector, como el eléctrico, que está a la vanguardia de esta gratificación para los pequeños y medianos inversores. No solo esta compañía, sino otras como Iberdrola, Enagás, Naturgy o Red Eléctrica Española. Con retornos sobre ahorros que van del 5% al ​​8%. Como estrategia para crear una bolsa de ahorro muy estable a medio y especialmente a largo plazo. O lo que es lo mismo, el desarrollo de una cartera de renta fija dentro de la variable como fórmula para preservar su capital frente a otras consideraciones de inversión más agresivas.

Pero ahora con el nuevo cambio en el pago de dividendos en Endesa, los pequeños y medianos inversores pueden generar un cambio en las estrategias de inversión. Y eso puede llevar al resto de compañías del sector a tomar las mismas medidas en los próximos meses. En el sentido de que puede ser un tónico general entre los valores que cotizan en los mercados de valores. Como se ha recomendado desde distintas instancias de la economía de la Unión Europea y que están llevando a cabo otros sectores bursátiles. Como por ejemplo, la banca o las compañías constructoras.

Endesa: disminución progresiva


euro-1166051_1280-4640801

La eléctrica ha abonado en 2019 un dividendo de 1,40 euros por cada acción. Pero eso se irá haciendo crecer en 2020 hasta llegar aproximadamente a 1,60 euros. En cualquiera de los casos, a partir de esta fecha habrá un Cambio de tendencia eso perjudicará los intereses de los pequeños y medianos inversores. Como resultado de sus inversiones en energías verdes y que requerirá un mayor esfuerzo monetario a partir de ese momento. En un plan que Endesa ha regulado hasta 2023 y que se ha dado a conocer en las últimas semanas.

Debido a que en efecto, ya en el año 2021 se relajará el dividendo de esta compañía hasta la distribución de 1,40 € y el próximo año alcanzará los 1,30 euros por acción. Sea cual sea el caso, la eléctrica ha demostrado que nunca caerán por debajo de estos márgenes de intermediación. En de lo contrario, por el contrario, estas escalas de beneficios que se han expresado desde Endesa podrían mejorarse. Todo dependerá del nivel de beneficios que obtenga esta compañía a partir de ahora. Con una disminución de unas décimas en la rentabilidad de esta retribución que disponen los inversores.

Reducirá los dividendos en un 30%

Sea cual sea el caso, Endesa recortará su ‘pay out’ al 70% al final del periodo para apoyar su perfil de crecimiento y apuesta por promover las renovables, dedicándose al 100% hasta ahora. A tal efecto, hay que recordar que el año pasado la empresa ya dio un giro en la política de dividendos que había establecido en sus últimos planes, que hasta entonces había cobrado un ‘pay out’ del 100%, para anunciar un corte a 80 % en 2021. En esta ocasión, para el año 2022 destinará el 70% de su beneficio a sus accionistas.

En la actualización de su plan estratégico enviado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el grupo indica que este año pagará un dividendo mínimo de 1,4 euros brutos por acción, que en 2020 alcanzará los 1,6 euros. Mientras tanto, la retribución al accionista en 2021 será de un mínimo de 1,4 euros brutos por acción y en 2022 ascenderá a 1,3 euros por título. Este hecho de interés periodístico seguramente puede cambiar la estrategia que pueden desarrollar los pequeños y medianos inversores a partir de ahora. Inclusive en algunos casos, con transferencias a otros valores que han incrementado esta retribución al accionista.

Nueva situación para inversores

Endesa estima un crecimiento medio anual en el periodo de su beneficio neto de alrededor de 8 %, en comparación con el 7 % del período anterior, pasando de 1.500 millones de euros para este año a un beneficio de 1.900 millones de euros en 2022. En lo que se conforma como un cambio respecto a las políticas que la empresa mantenía hasta ahora. Donde el total de sus ganancias, el 100%, se destinó a la retribución de todos sus inversores. Y parece que esta tendencia ha acabado, al menos a corto y medio plazo. Con menos liquidez en su cuenta de ahorros y eso puede influir en el desarrollo de nuestro próximo portafolio de valores a mediano y largo plazo.

Quizás te interesa >>>  Cómo recuperar el plan de pensiones

Mientras que por otro lado, además hace falta incidir en el hecho de que la nueva ‘hoja de ruta’ incluye así un crecimiento constante en los beneficios de la compañía energética, que prevé una ganancia neta alrededor 1,7 mil millones de euros en 2020. Donde una de las claves consistirá en los beneficios que genere la compañía eléctrica a partir de ahora. Por tanto, habrá que estar muy atento a los resultados de negocio que se hacen público cada trimestre y que pueden dar las pautas de actuación de los pequeños y medianos inversores.

Aunque el escenario técnico de Endesa era excelente, lo es todavía más desde hace unas semanas cuando entró en la cifra de libre subida. Es el más beneficioso de todos puesto que no tiene resistencias por delante y por tanto su apreciación no tiene límites de ningún tipo. Otra cosa buena es lo que pueda pasar con el valor y habrá correcciones en su precio como resultado de las últimas subidas y que han llevado al valor a cotizar muy cerca de los 25 euros por acción.

Impulso al coche eléctrico


electric-car-1458836_1280-6514168

Endesa X instalará dos nuevos equipos de recarga ultrarrápida a través de pantógrafos para autobuses eléctricos en la línea H16 de Barcelona, ​​que conecta el Forum con la Zona Franca. El objetivo es asegurar la carga de los 22 buses de TMB que hoy en día circulan por esta línea metropolitana y otorgar un mejor servicio a los pasajeros. Con menos liquidez en su cuenta de ahorros y eso puede influir en el desarrollo de nuestro próximo portafolio de valores a mediano y largo plazo.

En este momento, la línea H16 ya tiene una estación de recarga eléctrica en cada extremo de la línea (Zona Franca-Cisell y UPC-Campus Diagonal Besòs), que además fueron instaladas por Endesa hace tres años y fueron pioneras en España y Europa. Con los dos nuevos pantógrafos, que además se instalarán al inicio y al final del recorrido de 12 kilómetros, se reforzará la infraestructura de recarga en línea con la mayor oferta de esta línea, que ha pasado de tener 20 unidades estándar en 2014, cuando se lanzó con la ruta actual, la actual 22 se articuló. Como una de sus principales señas de identidad frente a sus competidores.

Resultados en línea con los esperados

Los resultados de Endesa de los nueve primeros meses del año han seguido la buena línea marcada por los presentados hasta junio, lo que posibilita anticipar la obtención de los objetivos 2019 comunicados por la empresa al mercado en el marco de su Plan Estratégico. La buena administración del mercado liberalizado, en un entorno muy complicado, tanto en los negocios de electricidad como de gas, sigue siendo el factor clave de estos buenos resultados, a los que se ha sumado la estabilidad del mercado regulado y el éxito en el coste esfuerzo de contención.

Por otra parte, cabe resaltar que se ha producido una caída significativa en la demanda de energía eléctrica durante los primeros nueve meses del año (-3% en términos ajustados) como resultado de las altas temperaturas del período y el impacto de la ralentización de la electricidad. economía sobre el consumo energético de las grandes compañías. Al mismo tiempo, se ha producido un aumento en el precio de los derechos de CO2, una caída significativa en el precio del gas y una menor disponibilidad de generación hidroeléctrica, lo que ha llevado a que las centrales de carbón hayan sufrido una falta significativa de competitividad en la cobertura de mercado. demanda puesto que, por consiguiente, han acentuado su exclusión de ella.

Por ello, y ante la clara ausencia de perspectivas de mejora en el futuro, la empresa anunció en septiembre la decisión de impulsar la discontinuidad de la actividad de estas plantas y, por consiguiente, llevar a término un deterioro contable de su valor que, en conclusión, ascendió a 1.398 millones de euros con un impacto en el resultado neto de 1.052 millones de euros.

error: Atención: Contenido protegido.